4 pilares de un negocio de Asistencia Virtual

Hola en este vídeo hablaremos de los cuatro pilares de un negocio de asistencia virtual, veremos los cuatro aspectos más importantes a la hora de construir tu propio negocio, vamos entonces a ello.

Para comprender un poco de que se tratan estos cuatro pilares, nos remitiremos a la analogía de la mesa.

La mayoría de las mesas tienen cuatro pilares o cuatro patas, habrá algunas que tengan tres por diseño, pero lo que si es cierto es que todas las patas de esa mesa, sea de cuatro patas o de tres deben tener la misma altura para que la mesa esté equilibrada y cumpla su función.

De la misma manera que una mesa necesita esos cuatro pilares y que estos sean sólidos para sostener el tablón que está encima de ellas, los negocios necesitan de pilares sólidos que soporten el peso de las adversidades.

Pero antes de continuar tengamos en cuenta las siguientes preguntas:

  • ¿Qué pasa cuando una de las patas de la mesa es más corta que las demás, o peor aún, solo tiene tres patas descalibradas?
  • ¿Podrá una mesa sostenerse con sólo dos patas?, ¿o con una?
  • ¿Qué pasa si una o más patas no están sólidamente unidas al tablón?

La respuesta es que la mesa no cumple con su cometido que es sostener en ella diferentes elementos.

Vemos ahora cuales son esos cuatro pilares que deben sostener tu negocio de asistencia virtual

  1. Los valores:

Los valores son el primer pilar que debe tener tu negocio de asistencia virtual para poder funcionar correctamente.

Tú tienes muchos valores, pero en ocasiones hace falta desarrollar otros tantos que se alineen con los valores de tus futuros clientes.

Algunos de los valores que debes tener o desarrollar son:

  • Aptitud: Un asistente virtual debe ser competente y desarrollar muy bien su trabajo sin necesidad de ser vigilado. La aptitud des una cualidad objetiva y que puede ser medida y debe ser retroalimentada por tu cliente.
  • Compromiso: En ocasiones el compromiso conlleva a asumir riesgos en la toma de decisiones o a colisionar con otras visiones e incluso intereses particulares. Un profesional de la asistencia virtual desarrolla voluntariamente su trabajo, es decir, acepta las normas de su cliente y se compromete a ser leal desde el inicio y a tiempo completo.
  • Cultura de esfuerzo: Para un cliente contar con un profesional de la asistencia virtual con gran capacidad de trabajo, esfuerzo y superación le garantiza resultados a medio y largo plazo, este tipo de asistentes virtuales son los más valorados por los clientes.
  • Ética: Todo no vale. La ética pertenece hace parte del individuo, no hace parte de una empresa o un negocio en particular. Son las personas quienes representan a los negocios. La ética es la misma en el entorno familiar que en el laboral. La escala de valores no se aprende en las escuelas ni en la universidad, viene con la persona, con su educación familiar.
  • Adaptabilidad al cambio: Humildad, curiosidad, pasión, inconformismo. Todas ellas responden a una actitud que es propia de un asistente virtual es un profesional que marca la diferencia en un equipo de trabajo. Escucha y respeta a aquellos que piensan diferente. Es consciente de los rápidos cambios del mercado, se muestra flexible, abierto, observador y en constante aprendizaje. Se cuestiona los viejos paradigmas, huye de la comodidad y está preparado para los nuevos retos que le depare el negocio de asistencia virtual y el mercado.
  • Liderazgo: El líder debe ser un profesional con carisma, empático, tenaz, persuasivo y con gran sentido común. Siempre cuenta con su equipo y/o su cliente para contrastar sus decisiones frente a su trabajo y acepta las críticas frente al pensamiento que lo hace único. El líder es transparente, ejemplar, proactivo y siempre comparte su conocimiento con otros asistentes virtuales a través de redes de networking, sin racionar o sesgar la información. El líder no se limita a cumplir con la labor que se espera de él, sino que se involucra ayudando a otros, aportando valor sin buscar protagonismo, sin esperar retorno.
  • Visión global:  Es necesario tener el conocimiento necesario para poder comprender la dimensión del negocio para el cual se trabaja y del entorno de este en su globalidad, anticipándose en la toma de decisiones y aportaciones a su cliente desde sus conocimientos y valorando los riesgos y oportunidades. Incertidumbre, complejidad, velocidad, multiculturalidad, globalización, visión local, intereses geopolíticos, económicos, etc. son factores externos que influyen en la estrategia de los negocios.
  • La solución

La solución se refiere a lo que el asistente virtual quiere entregar a su cliente desde su conocimiento, su pasión y su saber hacer.

Cuando se escucha el mercado y esto se complementa con lo antes descrito, se encuentra la solución adecuada al dolor de sus futuros clientes ofreciendo y entregando servicios a la medida para cada cliente que acude a nosotros para ser apoyado.

  • El Marketing

Es necesario ofrecer nuestros servicios pues sentados en casa nada va a llegar del cielo.

Se debe hacer un trabajo exhaustivo de investigación en cuanto a dónde se encuentran nuestros posibles clientes y actuar en esos espacios para ofrecer nuestros servicios.

Grupos de networking de emprendedores, coworking, foros, redes sociales, grupos de emprendedores, todos ellos son lugares donde podemos encontrar clientes, pero es necesario saber dónde están esos lugares y eso lo logramos solo con investigación tanto online como offline.

Red de conocidos y familiares esto quiere decir que debes primero tener muy claro que es lo que entiendes tu por asistencia virtual y luego compartirlo con todas aquellas personas que conoces, muchas veces de allí puede salir nuestro primer cliente.

Auto postulación ante emprendedores, que quiere decir que tú mism@ buscas al emprendedor con el que quieres trabajar y le ofreces tus servicios.

Autobombo en foros, grupos de emprendedores o coworking, que quiere decir que tu mism@ publicas tus servicios en estos lugares y simplemente esperas que alguien te contacte. Esta es una de las estrategias más usadas por la mayoría de las personas que comienzan el camino de la asistencia virtual, pero es el menos efectivo.

La recomendación es otra manera de conseguir clientes y esta solo se logra cuando haces un trabajo impecable y tienes una muy buena relación con tus clientes basada en la responsabilidad, el liderazgo, la autonomía, la lealtad y el compromiso.

  • Clientes

El último pilar de un negocio de asistencia virtual son los clientes, sin clientes no hay negocio y sin negocio no podemos pagar nuestras cuentas, es así de simple.

El asistente virtual no es un empleado que tenga un sueldo o salario fijo mensual, es un emprendedor que tiene un negocio y debe estar en la búsqueda constante de clientes, pues algunos vendrán y otros se irán, así que la búsqueda constante aplicando las recomendaciones anteriores es el secreto.

Como hemos dicho es importante equilibrar estos cuatro pilares en nuestro negocio para que funcione correctamente, identifica cuál de ellos está fallando e intenta equilibrarlo al nivel de los otros pilares que sean estables en este momento.